Lo que se esconde detrás de la chica del parasol

Importante: no me voy a andar con tonterías ni con medias tintas en este texto. Ruego me disculpen. Pero tengo poderosas razones, de las que explicaré alguna.

Hoy ha aparecido una noticia que yo personalmente hacía tiempo esperaba: las chicas de la Fórmula 1, y al parecer de otras disciplinas, desaparecerán de la parrilla de salida, o “paddock” como se dice en inglés. Vamos a hablar de ello claramente, porque hay que apuntalar ciertas cosas de una vez.

mi-cuerpo-no-quiere-tu-opinion-700x325

Leer más “Lo que se esconde detrás de la chica del parasol”

Anuncios

“Heartbeat away”, the Golden Sheryl Crow

El último álbum de Sheryl Crow, “Be Myself”, publicado el pasado año 2017, es una vuelta de la cantante y compositora a sus orígenes más puros. Con una música directa, con abundante cuerda, y de un estilo como solo ella puede ofrecernos, Sheryl Crow nos trae un conjunto de temas sin concesiones a la experimentación. Solo rock puro, sin aditivos, ni conservantes. Rock destilado para disfrutar solo o en compañía.

Siempre he amado el directo por encima de cualquier otro tipo de música, y, dentro del directo, siempre he amado especialmente los conciertos en lugares pequeños, donde el contacto con el público es cercano, cálido, y especial. Ese directo donde se pueden leer los ojos de quienes tienes delante, y darles todo lo que se lleva dentro, dejándote la piel para ofrecer rock en estado puro.

Sheryl Crow es capaz de eso, y de mucho más. De su último álbum he elegido este tema, que es sin duda genuino de ese espíritu. Señoras y señores, con ustedes, Sheryl Crow.

 

Cuando no crees que solo crees en lo que quieres creer

Hablaban el otro día en un diario de por qué no nos creemos lo que se nos dice cuando se nos dice algo que no queremos creer. Básicamente, los seres humanos tendemos a crear una serie de principios que modelan nuestra vida y nuestra personalidad, y que es fruto de las experiencias, la cultura, y la educación que hemos recibido.

Cuando no se enseña a desarrollar un espíritu crítico adecuado y adaptativo, tendemos a crear nuestro propio modelo crítico, en el que damos valor a aquello que nos hace sentir cómodos, o, como se dice ahora, “en nuestra área de confort”.

En los comentarios, mucha gente criticaba un estudio que quería demostrar que solo creemos aquello que queremos creer, con críticas que indicaban que el estudio solo quería hacernos creer en lo que el estudio quiere hacernos creer, demostrando, una vez más, que un estudio que quiere demostrarnos que creemos solo lo que queremos creer, lleva a muchos a no creer en ese estudio que precisamente pretende demostrar que solo creemos lo que queremos creer.

Deberíamos ser cuidadosos con todo lo que escuchamos y leemos, y no creer cosas por el simple hecho de que concuerdan con nuestras ideas, y eliminar aquellas que no lo hacen. Disponer de un espíritu crítico, saber elegir fuentes, y eliminar aquellas que son tóxicas y manipuladoras, es algo sin duda complejo y difícil.

Porque cada fuente tiene sus propios intereses, pero es evidente que algunos tienen tendencias políticas, pero otros tienen tendencias sociales, que pretenden cambiar a la opinión pública mediante la manipulación directa y la mentira. Hay mucha gente ganando dinero ahora mismo con la mentira.

Y ese es, sin ninguna duda, el problema principal a tratar en estas sociedades modernas e hipercomunicadas. Y créame cuando le digo que este problema cambia poderes constantemente. No lo digo yo; lo dice la historia, que tiene ejemplos claros y concisos.

confianza

Radiaciones ionizantes y retorno al pasado

Actualmente, se sigue hablando mucho del peligro que suponen las ondas de radio. De los wifis, del móvil, etc. Es decir, de lo que se denomina ondas electromagnéticas. ¿Qué son esas ondas? Son las mismas ondas que empleamos con nuestros ojos para ver el mundo, solo que de una frecuencia menor.

No existe ninguna diferencia física entre la luz visible, y las ondas del wifi. Son las mismas. Exactamente las mismas. Solo cambia la frecuencia, algo parecido a una ola de gran altura (mucha energía) o una pequeña ola de playa (baja energía) La segunda no nos hará nada. La primera, nos puede arrastrar sin que podamos evitarlo.

Se dice también que la “radiación ionizante” es la causante de que se produzcan daños en el tejido de los seres vivos. Esto lo sabemos muy bien cuando nos hacen una radiografía. En ese momento, nos exponemos a una poderosa radiación ionizante, formada por los famosos rayos X. Son rayos con muchísima energía, que por lo tanto pueden penetrar nuestros tejidos fácilmente. Esos rayos X están formados por fotones, los mismos que los de la luz visible, pero con muchísima más energía.

El problema, por lo tanto, consiste en lo que se conoce como “radiación ionizante”, que no comprende solo las ondas electromagnéticas; partículas con masa pueden ser también radiación ionizante (protones, neutrones, núcleos de átomos, otras partículas pesadas). Entonces, ¿qué es, y qué no es, radiación ionizante?

radiacion_ionizante
Naturaleza de la radiación ionizante según el tipo de partícula implicada

Leer más “Radiaciones ionizantes y retorno al pasado”

En recuerdo a las víctimas de Stalingrado

Este dos de febrero de 2018 se conmemora el 75 aniversario del fin de la batalla de Stalingrado. Esta batalla, de unas proporciones dantescas y brutales desde cualquier punto de vista, demuestran cómo el choque de dos sádicos sanguinarios pueden llevar a sus respectivas sociedades a un caos sin precedentes en los anales de la historia de la humanidad.

Stalingrado es la némesis del Proyecto Humanidad, y el espejo oscuro en el que cada hombre y mujer de la Tierra debería mirarse, para comprender hasta dónde se puede llegar por la obsesión por el poder, el desprecio a la vida, y el ansia por la dominación. Se suele hablar mucho de quién fue peor, Hitler o Stalin. Es una pregunta estéril. Ambos fueron verdaderos depredadores de cualquier atisbo de racionalidad, de sentido de respeto a la vida, y ambos consumaron un desastre de proporciones inimaginables y sin parangón. Sus respectivas carreras lo demuestran, y solo hay que conocer sus acciones durante sus años en el poder para confirmarlo.

stalingrado

Leer más “En recuerdo a las víctimas de Stalingrado”

La sombra del pasado (I)

Nuevo relato de Sandra ambientado en el siglo XXIV, y que formará parte del grupo de relatos para el libro XII de la saga Aesir-Vanir. Cada relato es independiente, pero conforman una historia mayor, que explica los hechos anteriores a las Crónicas de los Einherjar, en los libros de “La insurrección de los Einherjar”.

Enciclopedia Galáctica: Deblar.

“Deblar” es un antiguo término usado para el puesto que un colaborador del Alto Consejo ocupaba en diferentes actividades a lo largo de la galaxia, y con un alto contenido político. La etimología de la palabra significa literalmente “el que decide”, y especifica un clásico mando de poder, que hace milenios gestionaba el puesto principal en un sector determinado de la galaxia.

Actualmente, “Deblar” es un puesto de alta responsabilidad que se dedica, entre otras tareas, al control y vigilancia de aquellos mundos de nivel I, es decir, los mundos de inteligencia más primitiva y básica, con el fin de controlar que no sean contaminados por conocimientos de mundos de nivel II o superior, ya que ello, según Las Doce Leyes, conlleva el aniquilamiento inmediato de dicho mundo, y su esterilización, así como de cualquier territorio externo que hayan conquistado. Muchas voces se han alzado durante milenios con respecto a esta antigua Ley…

Habían pasado varias semanas, y el verano estaba cerca. Era un viernes por la tarde de finales de primavera. Sandra llegó de hacer la compra, con una bolsa en cada mano. Abrió la puerta magnéticamente, después de asegurarse de que nadie la veía. Los padres de Jules no estaban en casa, ya que habían ido a un recado, y volverían en un par de horas.

man-hat

Leer más “La sombra del pasado (I)”

Steve Hackett y la historia de una guitarra

Hoy no es miércoles, y por lo tanto hoy no tocaría una entrada de música. Pero esta entrada no solo habla de música, así que podremos darla por buena.

El tema musical que traigo hoy es de un disco en solitario del guitarrista de Genesis: Steve Hackett, del disco “Voyage of the Acolyte” (Viaje del Acólito, 1975), y, más concretamente, de la primera parte de “Hands Of The Priestess” (las manos de la sacerdotisa). Hackett, un guitarrista de una calidad excepcional, combina aquí guitarra y flauta travesera de una forma magistral y única. Este disco se engloba en el mágico año de 1975, que vio nacer varios discos que hoy son verdaderos mitos y leyendas, como “Wish you were here” de Pink Floyd, o “Crisis” de Supertramp, entre otros.

El sonido de la guitarra en esta pieza le parecerá probablemente especial. La razón es doble: por un lado, la maestría de Hackett permite obtener un sonido neto y puro, como el gran músico que es. Por otro lado, la guitarra que emplea para tocar es una Ovation. ¿Qué tiene de especial esta guitarra? Ah, es una historia curiosa.

La Ovation fue la primera guitarra construida con un cuerpo de fibra de vidrio y diseñada mediante uno de los primeros modelos informáticos para una caja de resonancia por computadora. La caja no es de madera, como es habitual, ni tiene la forma clásica. De hecho, en cierto aspecto parece un laúd, aunque no lo es.

Pero lo más sorprendente de esta guitarra es su origen. Su diseño está basado en los primeros estudios que en los años sesenta la Fuerza Aérea de los Estados Unidos llevó a cabo para crear aviones invisibles al radar (stealth). Esos aviones deben recubrirse de materiales que absorban las ondas de radar.

ovation

A uno de los ingenieros se le ocurrió que ese material, y ese estudio que quería evitar la propagación de las ondas, podría ser la base de un diseño para una guitarra acústica que tratase el sonido con el mismo principio. Así nació la Ovation, una guitarra que tuvo casi inmediatamente un éxito clamoroso. La usaron muchos músicos de los años setenta y ochenta sobre todo, y el famoso concierto de Simon & Garfunkel en Central Park tiene a Paul Simon empleando esta guitarra. Aparte de muchos otros músicos.

Así que, como puede ver, la historia da a veces giros inesperados. Un estudio militar para un arma secreta, termina siendo una guitarra famosa y de sonido peculiar. Como diría Don Quijote, “cosas raras viéredes, amigo Sancho”. Feliz música, y feliz día.