Te olvidaré para siempre, excepto las horas impares, y las pares divisibles por dos

Ay, qué bonito es el amor. Al principio. Luego, bueno, puede pasar cualquier cosa. Sí, hay relaciones que duran años. Algunas veces. En algunos universos paralelos a este mundo de caos y odios diversos. El amor es una promesa de futuro que se suele romper cuando ese futuro se hace presente.

Pero no quiero ser pesimista. En este miércoles musical solo quiero traer una canción de Phil Collins, y un tema: el de esos amores traidores que nos abandonaron, o que abandonamos, y cuyas despedidas estaban trufadas de frases de dolor y castigo como “nunca más volveré a pensar en ti”, o también “no eres nada para mí”. Por no hablar de aquella tan recurrente y recurrida: “ya te he olvidado”.

lost_love

Leer más “Te olvidaré para siempre, excepto las horas impares, y las pares divisibles por dos”

Anuncios