Agujero negro molecular, mintiendo honestamente

Actualizado: al clickbait se apunta también la Universidad de Standford. Pero ¡oh sorpresa!, el artículo original en Nature no dice nada de agujeros negros. Qué cosas pasan en la vida. Cada cual saque sus conclusiones.

De vez en cuando me gusta comentar algunas noticias que corren por ahí de carácter pseudocientífico, y con un fuerte interés en atraer la atención del lector para beneficio del que ha subido la noticia. Los ingleses lo llaman “clickbait”, que se podría traducir como “pescar clicks”. ¿Cuál es el interés?

Cada nuevo “click” en una noticia les reporta un beneficio económico. ¿Cómo aumentar ese beneficio? Es muy sencillo: tergiversando la información, o, como en el caso que nos ocupa, mintiendo.

Este caso concreto nos lo trae Gizmodo en su versión en español, una presunta web de ciencia que se dedica a contar mentiras como la del enlace o la imagen adjunta para de este modo atraer a lectores. Mentiras que provocan que mucha gente acepte conceptos de ciencia completamente erróneos. No todo lo que dicen es mentira claro, así intentan mantener una imagen de web reputada y seria. Pero las que lo son, lo son de una forma evidente y con un fin muy claro: dinero.

¿Cuál es la mentira en este caso? Está en el título, por supuesto. “Un láser crea un agujero negro molecular”. ¿Verdad que llama la atención? Los amantes de la ciencia sabemos que los agujeros negros son un tema de controversia en el mundo científico, y también sabemos la popularidad que tienen “porque se van a comer el mundo”. No olvidemos aquella ridícula historia de que el CERN de Ginebra iba a crear un agujero negro que devoraría el planeta. Ridículo porque en la atmósfera, debido a la radiación cósmica, se producen colisiones constantemente con muchísima más energía, y no hemos sido “devorados” como algunos querían hacernos creer. Claro que eso también les lanzó a la popularidad.

Recordemos la frase: “no dejes que la verdad te estropee una buena noticia”.

Lo que han hecho en realidad en el experimento que se menciona es usar un haz de energía muy potente para eliminar todos los electrones de un átomo de sus órbitas. Eso ha provocado que el núcleo quede desnudo. Eso en física se llama ión, y es algo conocido desde hace muchas décadas. Lo nuevo es dejar a un átomo sin electrones, de acuerdo.

Pero, ¿qué tiene esto que ver con los agujeros negros?

NADA.

Absolutamente NADA. NO se ha creado un agujero negro. No tiene nada que ver con un agujero negro. No hay compactación de masa, y se está mezclando mecánica cuántica con relatividad de una forma torpe y burda. Es todo un titular sensacionalista para atraer lectores. Hay que conseguir “clicks” de los lectores, para conseguir dinero.

Nos están engañando. Estas webs nos engañan. Nos mienten. Nos usan para sacar dinero. Nos cuentan mentiras para su propio beneficio, y no les importa que nosotros, los lectores, estemos desinformados. Nos manipulan, y nuestra cultura y nuestra adquisición de conocimientos no les importa nada. Nos usan en su propio beneficio.

¿Mi consejo? No debemos permitirlo. Acudamos a páginas serias, contrastadas, rigurosas, que den información veraz. Alguna queda. No muchas, pero las hay serias. Acudamos a páginas donde respeten a los lectores. Donde nosotros, y nuestras familias, puedan aprender datos no manipulados. Donde la ciencia y el conocimiento sean la base de la página. Ese es mi consejo.

Yo, desde esta modesta web, seguiré denunciando a aquellos que usan su poder para ganar dinero a costa de mentir a los demás. Porque por encima del dinero está el respeto al lector, y la seriedad de la información. No seré quizás tan popular como ellos, pero nadie podrá acusarme de usar a la gente en mi propio beneficio. Antes prefiero morirme que contar una sola mentira. Se me caería la cara de vergüenza. Si tengo que jugar con la verdad, prefiero dejarlo todo e irme al polo norte con los osos. Si es queda alguno todavía cuando llegue. Y no les contaré mentiras.

gizmodo_mentira
No hay agujero negro; es solo un titular sensacionalista y falso
Anuncios

Manipulación para convertir mentiras en verdades

Cada día nos manipulan. Muchos dicen que son los medios de comunicación tradicionales. Sin duda, los medios tradicionales tienen mucho que decir a favor de sus intereses. Pero existe una cierta ética, una línea que no se traspasa, porque los periodistas profesionales saben que, si se cruza la línea, las consecuencias pueden ser catastróficas.

Los periodistas que han usado su poder para manipular más allá de una cierta tendencia política son, en muchos sentidos, los causantes de muchas de las peores situaciones que ha vivido la humanidad. No directamente, pero sí apoyando ideas extremas y conspiradoras cargadas de intereses particulares hacia un poder que, no pudiendo tomar el poder por la fuerza de la razón, lo toma por la fuerza de la manipulación. Ya lo dijo Joseph Goebbels: “Una mentira contada cien veces se convierte en verdad”. Goebbels fue el ministro de propaganda de la Alemania nazi.

Existe algo peor que eso: aquellos que usan el poder de la comunicación para contaminar la verdad y la realidad a favor de unos intereses propios. En ese sentido, me hace gracia cómo se habla de grandes líderes políticos, que no son más que corruptos hombres de negocios, o antiguos espías de oscuras agencias de información, acostumbrados a llevar a cabo los peores trabajos en las peores cloacas del terror, y que ahora se presentan como garantes de la libertad y la democracia.

Pero el ejemplo que traigo, en este vídeo de youtube, es un ejemplo. El vídeo explica que Obama ha traído de vuelta a todos los portaaviones americanos, dejando a Estados Unidos indefensa. Una mentira más para manipular la realidad. Pero el problema no es especialmente el vídeo, sino el grupo de gente que, en su ignorancia, dan por correcta la noticia.

El mundo deberá aprender a conocer la diferencia entre verdad y mentira si quiere crecer. Deberá aprender a ser consciente de que estas manipulaciones han de ser controladas y eliminadas. Y deberá formar a la población para que aprendan a reconocer a estos impostores y manipuladores. Entonces las sociedades tendrán una oportunidad.