Feynman y el concepto del lenguaje de Dios

La frase de la semana es de Richard Feynman, uno de los más importantes físicos de la segunda mitad del siglo XX. Empezó su carrera en el proyecto Manhattan para la construcción de la bomba atómica, y se hizo famoso por la teoría de la electrodinámica cuántica (QED), o teoría del campo electromagnético, que le valió el premio Nobel.

Más allá de eso, Feynman fue un divulgador de gran nivel, y sus clases eran famosas por su particular estilo y su forma de enseñar ciencia, muy didáctica y avanzada para la época. En Internet hay algunas grabaciones de sus clases.

feynman

La frase que traigo hoy está llena de sarcasmo. La frase viene a decir:

  1. Muchos religiosos fanáticos son contrarios a la ciencia.
  2. Dios creó el universo usando las matemáticas.
  3. Las matemáticas son, pues, el lenguaje de Dios.
  4. Los religiosos fanáticos deploran la ciencia, incluyendo las matemáticas.
  5. En conclusión, los fanáticos religiosos deploran el lenguaje de Dios.

La sutileza de Feynman en esta frase condensa toda su genialidad, es la de un gran maestro del conocimiento, y realmente sabe tocar el punto exacto de morbosidad lingüística para dejar claro que la ignorancia del fanatismo religioso es contraria a la propia idea de Dios.

Es una pena que nazcan pocos hombres y mujeres como Feynman. Además de aprender bien, con este tipo de personas se aprende de forma amena y divertida incluso conceptos complejos y difíciles. Esperemos tener muchos nuevos hombres y mujeres como Feynman. Los necesitamos. De nosotros y del sistema educativo depende.

 

Introducción al universo de “La leyenda de Darwan IV: Idafeld”

Faltan unos meses para la presentación de “La leyenda de Darwan IV: Idafeld”, la obra que culminará la saga Aesir-Vanir, que estará finalmente formada por quince libros, después de muchas ideas y muchas luchas internas conmigo mismo. De todas formas, es normal el caos, porque una obra viva es una obra caótica por naturaleza.

La historia de las dos ramas de la humanidad quedará entonces completamente cerrada, y podrá leerse en el orden recomendado, o bien en el orden que cada cual estime oportuno.

De todas formas, entiendo perfectamente que mucha gente no vaya a leer más de una obra o dos, por eso recomiendo siempre “Operación Folkvangr” como libro para conocer algunos de los aspectos principales de la saga. Es un libro ligero, corto, y dinámico, muy distinto a la trilogía de La leyenda de Darwan, mucho más densa y compleja. Claro que hay gente que precisamente prefiere esa mayor complejidad y profundidad que ofrece la trilogía. Usted elige.

Pero los quince libros, aunque son independientes entre sí, están fuertemente conectados. Existen infinitud de detalles que solo pueden verse y apreciarse si se leen todas las obras. Dicha tarea forma parte de la diversión de la lectura, y está hecho así a propósito, para hacerla más amena. Hay muchos enlaces entre las historias, y guiños, tanto en los textos como en las portadas. Puede que alguien, algún día, descubra esos detalles. O puede que no. Pero seguirán ahí, mientras existan los libros.

portada_laleyendadedarwan_iv
Portada final de “La leyenda IV: Idafeld” que sustituye a la anterior

Leer más “Introducción al universo de “La leyenda de Darwan IV: Idafeld””

Youtubers y ciencia: por un puñado de visitas

Hace poco hablé de un famoso influencer y youtuber que nos decía por qué dividir cualquier número por cero da como resultado infinito. Un vídeo genial, fantástico, muy ameno, y completamente falso. Porque dividir por cero no da infinito. Lo demostré de una forma muy simple, en una demostración que ese influencer debería recordar de sus tiempos de la escuela. Quizás ese día no fue a clase.

Esto no es la primera vez que me pasa, por supuesto, el encontrarme con verdaderas brutalidades en gente que destroza la ciencia para conseguir seguidores y fama. Y dinero por supuesto. Suelo recurrir a Youtube para muchas consultas, como hace mucha gente, y me encuentro vídeos realmente buenos y didácticos sobre temas muy diversos. Pero, en esta fiebre por la exhibición que envuelve al planeta, también es increíble la cantidad de vídeos de relleno, con temas absurdos que no dicen nada. Me duelen, especialmente, aquellos que denigran la ciencia, o que la manipulan para su propio beneficio.

jerry_lewis-69814_655x.jpg
Jerry Lewis en su maravilloso papel de “El profesor chiflado”, más creíble que algunos youtubers de hoy día

Leer más “Youtubers y ciencia: por un puñado de visitas”

“Principios de física absurda” en abril 2018

Hace tres años publiqué un libro de ensayos sobre ciencia que denominé “Gotas de ciencia”. Luego publiqué un conjunto de ensayos sobre literatura (Escritores: 12 consejos a olvidar y tres historias desesperadas), y ahora vuelvo a la carga con un tercer libro de ensayos científicos:

“Principios de física absurda”.

Este libro estará disponible a mediados de abril de 2018.

Si el anterior libro trataba aspectos de ciencia actual y verificada, aquí ya pierdo completamente la cabeza y el sentido de la realidad, y me dedico a imaginar posibles escenarios de la física futura. Este libro, prohibido en todas las facultades de física de la Tierra, introduce las ideas que uso en los libros de ciencia ficción, explicando los detalles de los que hago uso para narrar aspectos científicos futuristas. Vida casi inmortal, almacenamiento de la vida, viajes hiperlumínicos, comunicaciones hiperlumínicas, armas avanzadas, robótica, inteligencia artificial, metaversos, y otras locuras diversas.

Por supuesto, este libro no ha de considerarse científico, ni siquiera ha de considerarse serio. Ni yo debo ser considerado en serio,  si a eso vamos. Este libro simplemente pretende imaginar escenarios futuristas, posibilidades prácticamente imposibles, y tecnologías que, quizás, algún día podrían ser reales, con ese “quizás” realmente remoto.

Pero se trata de imaginar. Se trata de soñar. Se trata de plantear futuros posibles. Se trata, en definitiva, de crear ideas, que no por absurdas puedan, algún día, ser reales de un modo u otro, probablemente muy distinto del aquí explicado.

Este libro existe porque ustedes, los lectores, se han interesado en estos temas, por lo que son ustedes los responsables de que este libro exista. Así que, si hay que buscar culpables, les diré a los jueces que fueron ustedes, y yo huiré a alguna isla desierta. O casi desierta, espero que tenga un bar al menos.

Muchas gracias por su apoyo, y por animarme a escribir estas locuras, que conforman este nuevo libro. Yo me divierto escribiendo, y espero que ustedes lo hagan leyéndolo.

En cualquier caso, este es un ejercicio de imaginación que pretende hacer pasar un rato divertido y agradable al lector, y no pretende sentar ninguna base de nada. Para eso está la ciencia real, y los científicos. Pero hay que divertirse imaginando futuros increíbles con la ciencia. Y de eso trata este libro. Muchas gracias.

portada_fisica_absurda
Mediados de abril 2018 en Amazon

Agujero negro molecular, mintiendo honestamente

Actualizado: al clickbait se apunta también la Universidad de Standford. Pero ¡oh sorpresa!, el artículo original en Nature no dice nada de agujeros negros. Qué cosas pasan en la vida. Cada cual saque sus conclusiones.

De vez en cuando me gusta comentar algunas noticias que corren por ahí de carácter pseudocientífico, y con un fuerte interés en atraer la atención del lector para beneficio del que ha subido la noticia. Los ingleses lo llaman “clickbait”, que se podría traducir como “pescar clicks”. ¿Cuál es el interés?

Cada nuevo “click” en una noticia les reporta un beneficio económico. ¿Cómo aumentar ese beneficio? Es muy sencillo: tergiversando la información, o, como en el caso que nos ocupa, mintiendo.

Este caso concreto nos lo trae Gizmodo en su versión en español, una presunta web de ciencia que se dedica a contar mentiras como la del enlace o la imagen adjunta para de este modo atraer a lectores. Mentiras que provocan que mucha gente acepte conceptos de ciencia completamente erróneos. No todo lo que dicen es mentira claro, así intentan mantener una imagen de web reputada y seria. Pero las que lo son, lo son de una forma evidente y con un fin muy claro: dinero.

¿Cuál es la mentira en este caso? Está en el título, por supuesto. “Un láser crea un agujero negro molecular”. ¿Verdad que llama la atención? Los amantes de la ciencia sabemos que los agujeros negros son un tema de controversia en el mundo científico, y también sabemos la popularidad que tienen “porque se van a comer el mundo”. No olvidemos aquella ridícula historia de que el CERN de Ginebra iba a crear un agujero negro que devoraría el planeta. Ridículo porque en la atmósfera, debido a la radiación cósmica, se producen colisiones constantemente con muchísima más energía, y no hemos sido “devorados” como algunos querían hacernos creer. Claro que eso también les lanzó a la popularidad.

Recordemos la frase: “no dejes que la verdad te estropee una buena noticia”.

Lo que han hecho en realidad en el experimento que se menciona es usar un haz de energía muy potente para eliminar todos los electrones de un átomo de sus órbitas. Eso ha provocado que el núcleo quede desnudo. Eso en física se llama ión, y es algo conocido desde hace muchas décadas. Lo nuevo es dejar a un átomo sin electrones, de acuerdo.

Pero, ¿qué tiene esto que ver con los agujeros negros?

NADA.

Absolutamente NADA. NO se ha creado un agujero negro. No tiene nada que ver con un agujero negro. No hay compactación de masa, y se está mezclando mecánica cuántica con relatividad de una forma torpe y burda. Es todo un titular sensacionalista para atraer lectores. Hay que conseguir “clicks” de los lectores, para conseguir dinero.

Nos están engañando. Estas webs nos engañan. Nos mienten. Nos usan para sacar dinero. Nos cuentan mentiras para su propio beneficio, y no les importa que nosotros, los lectores, estemos desinformados. Nos manipulan, y nuestra cultura y nuestra adquisición de conocimientos no les importa nada. Nos usan en su propio beneficio.

¿Mi consejo? No debemos permitirlo. Acudamos a páginas serias, contrastadas, rigurosas, que den información veraz. Alguna queda. No muchas, pero las hay serias. Acudamos a páginas donde respeten a los lectores. Donde nosotros, y nuestras familias, puedan aprender datos no manipulados. Donde la ciencia y el conocimiento sean la base de la página. Ese es mi consejo.

Yo, desde esta modesta web, seguiré denunciando a aquellos que usan su poder para ganar dinero a costa de mentir a los demás. Porque por encima del dinero está el respeto al lector, y la seriedad de la información. No seré quizás tan popular como ellos, pero nadie podrá acusarme de usar a la gente en mi propio beneficio. Antes prefiero morirme que contar una sola mentira. Se me caería la cara de vergüenza. Si tengo que jugar con la verdad, prefiero dejarlo todo e irme al polo norte con los osos. Si es queda alguno todavía cuando llegue. Y no les contaré mentiras.

gizmodo_mentira
No hay agujero negro; es solo un titular sensacionalista y falso

El mapa de la física en el siglo XXI

Para comenzar esta semana me gustaría presentar este gráfico que he encontrado navegando por esos mundos de Internet. Este mapa me ha parecido muy interesante, porque muestra de forma esquemática todos los campos de la física pasada, presente, y lo que se espera encontrar en el futuro, según el conocimiento actual.

Puede verse el grupo de la física clásica, que fue el único grupo hasta el año 1900, cuando Max Planck inauguró la mecánica cuántica con su problema de la radiación del cuerpo negro. La física clásica se usa actualmente en muchísimas situaciones, y sigue siendo útil para una enorme cantidad de situaciones. Sin embargo, existen problemas donde la física clásica sencillamente no funciona. Por eso apareció la físíca o mecánica cuántica y la relatividad general.

La relatividad y la mecánica cuántica son dos mundos todavía separados, y desde hace 70 años se trabaja para unir ambas. Pero ambas son extremadamente eficaces en sus áreas. Por ejemplo, el GPS no podría funcionar si no se aplicase la relatividad general a los relojes que orbitan la Tierra, que se retrasan con respecto a los relojes del suelo. No es que funcionen mal. Simplemente el campo gravitatorio que sufren es menor, y de ahí que funcionen más lentamente. Es así, y si no se tuviese en cuenta, no habría GPS.

La mecánica cuántica, bueno, qué decir. Usted está leyendo esto gracias a la mecánica cuántica. Hace funcionar toda la electrónica actual, y muchos aparatos esenciales en hospitales. Cuando le hagan un TAC o un escáner de positrones o una radiografía o una ecografía o radioterapia o le analicen con un microscopio de efecto túnel entre otros, piense en mecánica cuántica.

Arriba a la derecha está la filosofía. Mucha gente dirá para qué sirve. Respondo rápidamente: sirve para aprender a pensar. La filosofía nos enseña los mecanismos del pensamiento racional. Sin filosofía no hay pensamiento, solo hay datos. La filosofía es la máquina que hace funcionar el cerebro cuando se plantea el universo. De la filosofía nace la ciencia. Sin filosofía, ni hay ciencia, ni hay sociedades, ni hay pensamiento. Es así de sencillo y directo. Así que lo repito: la filosofía es la base de la mente racional.

Y luego queda el abismo de la ignorancia, que es grande, pero se ha estrechado mucho en los últimos tres siglos. Y el futuro, que es apasionante, y que debe responder a muchas preguntas muy importantes. Que serán respondidas, si no hacemos explotar el planeta primero claro. Esperemos que eso no suceda, y podamos crear finalmente una sociedad avanzada y respetuosa con la Tierra y con la vida. Ese sería el mejor colofón para este diagrama, sin ninguna duda.

mapadelafisica

75 años de Stephen Hawking

Hoy celebramos el 75 aniversario de Stephen Hawking, sin duda uno de los científicos más conocidos y populares de esta época. Comparado con Einstein en muchos aspectos, es un hombre que ha destacado también en su vida gracias a su persistencia en combatir una enfermedad degenerativa terrible sin duda, pero que no le ha impedido llevar a cabo grandes logros, tanto científicos como personales.

Quizás en el plano científico una de sus mayores contribuciones sea la radiación Hawking. Se pensaba que los agujeros negros son completamente opacos e impermeables. Pero Hawking teorizó que realmente se evaporan, en una fórmula que trata esa evaporación como la inversa de la masa del agujero negro.

El asunto está relacionado con el horizonte de sucesos, esa línea donde todo lo que entra, incluso la luz, ya no puede volver a salir. Sin embargo, la mecánica cuántica nos dice que una partícula tiene una probabilidad determinada de encontrarse en diversos puntos del espacio. Si una de esas partículas, cerca del horizonte de sucesos, se encuentra de pronto fuera de dicho horizonte de sucesos, la partícula podrá escapar y seguir su camino. Esa sucesión de partículas que escapan, y que restan masa al agujero negro, es la radiación Hawking.

Felicidades al gran científico, y esperemos seguir disfrutando de su ciencia y su personalidad durante muchos años. Vive una situación difícil, y ya casi no puede mover ningún músculo, pero es un ejemplo de superación que siempre nos asombrará. Una lección de vida para todos.

stephenhawking
Stephen Hawking