“No se puede servir a Dios y al diablo” (Mateo 6:24)

“Y miré, y vi un caballo pálido; y el que estaba sentado sobre él tenía por nombre Muerte; y el infierno le seguía” (Apocalipsis 6:8).

Dentro de la larga filmografía de Clint Eastwood podemos encontrar obras de todo tipo por supuesto. Tanto en su faceta de actor, como de director, Eastwood ha creado obras de todo tipo, y aquí nos vamos a centrar en una de ellas que, personalmente, me fascinó desde la primera vez que la vi.

La película es “El jinete pálido“.

No soy un gran fanático del cine del oeste, o del “far west” como se decía en mis tiempos. Bueno, me encantaba “Los hermanos Marx en el oeste” pero creo que esa película no definiría exactamente al género. Por eso hay dos películas que me impactaron sobremanera en este género, ambas de Clint Eastwood. Una es la antes mencionada, y la otra es “Sin perdón”.

Pero, definitivamente, es “El jinete pálido” la obra definitiva ambientada en el viejo oeste para mí. Y aquí explicaré por qué.

el_jinete_palido

Leer más ““No se puede servir a Dios y al diablo” (Mateo 6:24)”

Imposibles ficticios. Hoy: mi cuñado sonríe, ¿debo preocuparme?

Vamos con otra entrada de “Imposibles ficticios”, donde revisamos material de ciencia ficción de calidad, indicando los detalles que hacen imposible, o poco probable, alguno de los aspectos que aparecen. Pero siempre siendo obras maestras que merecen la pena. En este caso hablamos de “La cosa”, de John Carpenter (1982).

Vísceras, seres que reptan, cabezas que se abren, y de donde aparecen monstruos… Qué bonito, qué poético. Pero así es la realidad en la Antártida, cuando un grupo de investigadores estadounidenses de una estación científica reciben a un helicóptero escandinavo, que persigue a tiros a un perro, un precioso husky siberiano. Pero el husky es en realidad más peligroso que un submarino descapotable, y cuando te quieres dar cuenta te ha convertido en su merienda de media tarde.

the_thing
“La cosa”, terror visceral y psicológico

Leer más “Imposibles ficticios. Hoy: mi cuñado sonríe, ¿debo preocuparme?”

Imposibles ficticios. Hoy: pilas humanas y termodinámica

Vamos con una nueva entrada de nuestra serie “imposibles ficticios”, donde hablamos de obras de ciencia ficción de gran calidad, pero que contienen elementos que no son, o no entran, dentro del rango de la ciencia. Bien porque son elementos imposibles o solo posibles en un hipotético futuro muy lejano, bien porque no cuadra con los conocimientos de física que poseemos actualmente. Y esta entrada tratará hoy el segundo caso. La obra en cuestión es “Matrix” (1999). Bienvenidos al mundo real.

Nota: ya hay otra entrada de esta serie con el término “termodinámica”. Y es que a algunos guionistas y escritores les gusta saltarse las leyes. Las de la física. Pero se les perdona porque nos han traído verdaderas obras maestras. Algún día alguien hará lo mismo conmigo, y voy a sudar tinta.

the-matrix
La estética de Matrix fue uno de los secretos de su éxito

Leer más “Imposibles ficticios. Hoy: pilas humanas y termodinámica”

Carta abierta a Alicia Rodríguez, soñadora profesional

Hace ahora un par de años más o menos que dejé Facebook y todo lo que rodea a esa red social, que personalmente creo es tóxica es muchos aspectos. Su afán por el control, por absorber cada dato de cada usuario, y manipularlo, venderlo, transformarlo, y convertirlo en herramientas para enganchar aún más a sus usuarios me llevó a salir de ese círculo de forma definitiva. También que la mayor parte de contactos, insisto, la mayor parte, eran una simple fila de nombres sin sentido y sin ningún tipo de relación. ¿Amigos? No es eso lo que yo entiendo por amigos.

Con algunas excepciones. Alguna muy importante.

phoenix

Leer más “Carta abierta a Alicia Rodríguez, soñadora profesional”

“2010: odisea 2” y el juego del poder

Vamos hoy a entrar a analizar brevemente la película y circunstancias que nos trae la segunda parte de “2001: una odisea del espacio”, una de las mayores obras de ciencia ficción de todos los tiempos, y sin duda una película que influyó enormemente en mi vida, desde que la viese por primera vez en 1970.

La película de “2001” la comenté en este enlace, pero hoy quisiera hablar de su continuación: “2010: odisea dos”, una película magnífica, que sin embargo vive a la sombra de 2001 por razones obvias. De hecho, dos son los problemas con los que se enfrenta “2010”, y, en ambos casos, sin que la cinta sea responsable:

2010

Leer más ““2010: odisea 2” y el juego del poder”

Oumuamua, cuando el sueño de la ficción produce monstruos

Este miércoles musical lo dedico a esa nave espacial extraterrestre que parecen haber encontrado unos científicos de la universidad de Harvard. Me refiero al comentado caso de la “nave” Oumuamua, un objecto celeste detectado en 2017, con una larga forma de cigarro, y cuyo comportamiento ha especulado todo tipo de teorías, y exacerbado la imaginación de mucha gente.

Ahora este equipo de Harvard dice que, como no puede explicar el comportamiento de este objeto en su paso por el sistema solar, debe ser una nave extraterrestre. Recuerdo que en los años cincuenta se decía que Venus, un planeta poblado de nubes, debía tener dinosaurios. Tenía más calor que la Tierra al estar más cerca, tenía grandes nubes, que se imaginaban eran de agua. Se imaginaban grandes lluvias, con lo que habría grandes bosques. Como habría grandes bosques, habría mucha vida. Como los dinosaurios habían vivido en un clima húmedo y cálido, la conclusión lógica era que el planeta estaba poblado por dinosaurios.

Oumuamua
¡Que vienen los marcianos!

Leer más “Oumuamua, cuando el sueño de la ficción produce monstruos”

Cuando la realidad supera a la ciencia ficción

Suele decirse, por parte del algunos lectores que no han leído ciencia ficción, que este género trata de naves espaciales, rayos poderosos, planetas que explotan, y héroes guapos con tecnologías muy modernas que rescatan a atractivas chicas jóvenes y desvalidas, que curiosamente casi siempre van en ropa interior.

Afortunadamente, aunque pueda haber un subgénero en la ciencia ficción con esa temática, lo cierto es que algunas de las más grandes obras que ha dado la literatura, y el cine, son del género de ciencia ficción. Pongo un ejemplo muy rápido: 2001. Pongo otro: Solaris. Pongo una saga: la trilogía de La Fundación de Asimov. Entre muchísimas otras.

Desde Julio Verne, pasando por Isaac Asimov, Arthur C. Clarke, y muchos otros, la ciencia ficción es un camino de exploración del pasado, presente, y futuro de la humanidad. Esa exploración del ser humano, y de las sociedades humanas, se traslada a mundos y civilizaciones imaginarios, donde se resumen los conflictos del ser humano, se analizan, y se proyectan. Son muchos los libros de ciencia ficción, y también el cine, que nos han traído un futuro que luego se ha hecho presente.

Terra_Prime_logo
Terra Prime, organización racista y xenófoba, con un mensaje calcado al de Donald Trump

Leer más “Cuando la realidad supera a la ciencia ficción”